If Eternity Should Fail (Si La Eternidad Fallara)

(Dickinson)

“If Eternity Should Fail” fue un tema originalmente compuesto por Bruce Dickinson para el nuevo álbum de su carrera solista. En una entrevista con los medios alemanes se le preguntó a Bruce Dickinson si “The Book of Souls” llevaría una línea conceptual, a lo que Bruce respondió:

“No, no es un álbum conceptual. Tomen la primera canción por ejemplo, “If Eternity Should Fail”. Esa canción fue completamente escrita para mi álbum solista. Tenía 5 demos que eran de interés de Steve, y solo 2 de ellos que podrían ser usados en Maiden, y uno era “If Eternity Should Fail”. La otra canción era de las sesiones de “Accident Of Birth”. Se llamaba “Nightmares” y nunca fue grabada para el álbum. Esa, sin embargo, estaba co-escrita por Roy Z, por lo que no podría ser nunca usada para “The Book of Souls”. “If Eternity Should Fail” es enteramente mía, y se trata sobre una máquina extranjera que roba las almas de los hombres. El villano del cuento es el Doctor Necrópolis y el bueno es el Professor Lazarus. Ellos hablan cerca del final de la canción. Steve quería esta cancion para Maiden, y yo accedí, pero el quería que fuera más larga, así que escribí un verso extra, es la única canción de Maiden tocada en 6ta cuerda en Re.”

¿Quiénes son el Dr. Necrópolis y el Professor Lazarus? Continúa en misterio. Tal vez el Professor Lazarus esté relacionado con la serie de TV londinense Doctor Who, en el capítulo “The Lazarus Experiment” en donde el protagonista Richard Lazarus sólo era un niño durante la Segunda Guerra Mundial, pero tenía recuerdos vívidos de la misma. Y se escondió en la catedral de Southwark durante el bombardeo de Londres con otra gente. Se sentó en la cripta, los vivos entre los muertos y temió a la muerte desde entonces. Su casa natal fue destruida en el bombardeo. Luego dedicó toda su vida a estudiar la manipulación genética, con el fin de “cambiar la definición de ser humano” y lograr de alguna manera la inmortalidad. Aunque es muy poco probable, ya que es contemporaneo a las sesiones de "Accident of Birth".

El comienzo de la canción, claramente hace referencia al alma que va a ser tomada. Cuando se la detalla “vestida de blanco”, significa que el alma todavía es pura. Dickinson contrasta lo científico con lo primitivo en la descripción de la operación del equipamiento. En vez de discar números o conducir experimentos, Necrópolis habla con un shaman, o un bufón, y ve/escucha al perro negro (un presagio). El perro negro es una deidad fantasmagórica del folklore de las islas británicas que simboliza a la muerte.

Iron Maiden tiene muchas canciones describiendo períodos tempranos de la historia del hombre (“Quest for Fire” por ejemplo). Y como en “Quest For Fire”, o incluso en fragmentos bíblicos, el ascenso de la raza humana representa un despojo de la Tierra. “Cuando el mundo era virgen” (o puro) y aquí Dickinson nos relata como el hombre profanó aquella pureza con su llegada. La locura, siendo un paso al costado del orden natural, llega como resultado de la conciencia humana.

La frase “Somos creyentes extraños todos nosotros.” No hace falta ser explicada, está muy clara: nadie sabe la verdad de nada. Las verdades extrañas en las que creemos no pueden ser explicadas de manera racional, y algunos esperan más allá de esta vida una “lujuria inmortal” como los nórdicos en su época dónde las Valkirias llevaban al Valhalla a aquellos caídos en batalla, o los árabes a quienes según el Corán, los esperan 72 vírgenes en el cielo para complacerlos por sus hechos yihadistas.

En el estribillo, Dickinson vuelve a utilizar lo primitivo en relación con lo científico. “Reef a sail” es un término náutico que significa arriar la parte baja de la vela del barco cuando hay vientos fuertes para poder manejar mejor la nave. También habla sobre “el borde del mundo”, refiriéndose claramente a la primitiva idea de la Tierra plana. Mientras esperan el fin del mundo, describe una creencia religiosa en el Apocalipsis. El fallo de la eternidad, no es otra cosa que el Doctor Necrópolis robando las almas y prohibiéndoles la eternidad. Todo junto, lo que el estribillo expresa es la ansiedad del ser humano acerca del futuro del alma: El alma está sostenida en una especie de creencia religiosa, que es destruida por la máquina extraña del Doctor Necrópolis.

Poniendo valor en la creencia de la salvación divina es descrito como nada más que ir a toda velocidad hacia el olvido o pasivamente esperando el final si la ciencia es capaz de superar lo eterno.

Podría ser también que la tierra es hueca, que es exactamente lo que los mayas creían, esto puede ser visto también en la canción “The Book of Souls”, en adición, la línea "brillando debajo" podría significar que Dios proviene de la tierra hueca, ya que la creencia en estas culturas era que el sol brilla desde el interior de la tierra.

“A la ilusión de Dios que recuerdo. Fue nuestro engaño antes de la caída” Se refiere al exilio de Adan y Eva del Jardín del Eden. Cuando dice que “los ángeles van y vienen, pero el señor de la luz brilla debajo”, tenemos que recordar que Dios es considerado una fuerza que está por encima de nosotros y que lo puede ver todo. “El señor de la luz” es generalmente una referencia a Lucifer, en este caso, representado por la máquina del Dr. Necrópolis que se describe como que “brilla abajo”, abajo no se refiere al inframundo, sino a la Tierra, es decir, “debajo de Dios”.

En la parábola de la Gran Cena, en la Biblia (Lucas 14: 15-24), Jesús cuenta una parábola sobre el Reino de los Cielos, siendo como un maestro que estaba dando una gran fiesta e invitaba a los pobres, los ciegos y los lisiados a entrar, cuando sus amigos y otras personas ricas declinaban la invitación. El paraíso es una tierra de abundancia. En contraste, la visión del paraíso que tiene Dickinson está desnuda por culpa de la máquina del Dr. Necrópolis. La mesa del maestro no está servida para una fiesta, sino que está vacía.

Al final de la canción, hablan al unísono ambos personajes. El Dr. Necrópolis y el Profesor Lazarus, terminando de cerrar la idea. Lograron destruir la eternidad, personificando al ser oscuro de todas las creencias. La incógnita queda:

Cuando llegue nuestra hora, ¿será nuestra alma capaz de volar hacia una eternidad llena de abundancia y lujurias? ¿O seremos succionados por la horrible máquina del Dr. Necrópolis?

Piénsenlo.